Desnuda

La desnudé,
como quien desenvuelve un regalo.
La desnudé porque quería
sostenerla desprovista de todo
de ese sayo tosco, roto y frágil.
La desnudé y la contemplé
pensando ¿por qué te escondes?

No dijo nada.
No dije nada.
Se dejó hacer.
Me dejó deshacerla.

Sentí su olor en mis manos,
su tacto me envolvió los ojos.
Y entonces, sólo entonces, lloré.

No dijo nada.
No dije nada.
Se dejó hacer.
Me dejó deshacerla,
mientras yo, lloraba.

Valkiria

Deixa un comentari

L'adreça electrònica no es publicarà. Els camps necessaris estan marcats amb *